SCP-Z-019
019.png

Representación artística de SCP-Z-019, por Denisse Boettcher

Ítem #: SCP-Z-019

Clase de Objeto: Euclid

Procedimientos Especiales de Contención:

SCP-Z-019 debe ser contenida en una celda para humanoides ligeramente más grande de lo normal, y la Zona-00 debe proveer todo lo necesario para que se cubran las necesidades higiénicas básicas de SCP-Z-019. En la celda, el techo debe estar reemplazado por un cristal a prueba de balas lo suficientemente fino como para que la luz del sol ingrese sin problemas.

Si SCP-Z-019 se comporta y coopera conforme a las exigencias de la Zona-00, se le pueden otorgar días libres en los jardines de la instalación con previa autorización de Administración. También se renovarán las plantas que SCP-Z-019 cuida constantemente, en caso de que alguna muera o necesite ser cambiada.

Descripción:

SCP-Z-019 es una mujer de entre quince (16) a dieciocho (18) años de edad. Tiene tez clara, cabello rojo y ojos verdes. Su altura estándar es de 1,64 metros, pero dependiendo del estímulo y otros factores puede llegar a medir más de 1,70 metros, y en otras ocasiones menos de 1,55 metros. SCP-Z-019 es relajada y sociable, e insiste en intentar solucionar los problemas del personal, o al menos a escucharlos; pero esto puede cambiar radicalmente cuando alguien toca alguna de sus plantas (Véase Incidente-19-1).

SCP-Z-019 se alimenta a través de fotosíntesis (según observaciones). Los resultados del escáner de Rayos X realizado por el Departamento de Investigación revelaron que SCP-Z-019 no posee una estructura ósea humana, y que, en vez de huesos, hay ramas extremadamente resistentes reemplazando el esqueleto.

Del cabello rojizo de SCP-Z-019 brotan flores de diferentes colores. Eso pasa de manera involuntaria y los colores de las flores dependen directamente de las emociones de SCP-Z-019.

Entre los colores que se han podido apreciar, se encuentran:

  • Amarillo
  • Rojo
  • Azul
  • Rosa
  • Verde
  • Blanco
  • Negro
  • Blanco y Negro (no es una combinación de colores como tal, pero si una fusión en la que ambos colores se encuentran presentes en la flor al mismo tiempo. Se desconoce a qué emoción se debe esta manifestación).

Además del efecto emocional que afecta las flores, las relaciones con el personal de seguridad de la Zona-00 y las plantas que SCP-Z-019 cuida en su celda también afectan.

SCP-Z-019 tiene permitido tener acceso a un par de tijeras podadoras en su celda para remover las flores que crecen (muchas veces sin control gracias a las propiedades anómalas de SCP-Z-019).

SCP-Z-019 parece tener la capacidad de comunicarse con las plantas que cuida, y afirma que estas le expresan “sus sentimientos y mayores deseos” (los cuales a lo más podrían ser el que las cambien de lugar y/o no arrancar sus hojas. SCP-Z-019 también puede acelerar el crecimiento de las plantas hasta matarlas, y/o revertir su vida útil hasta volverlas semillas nuevamente.

Incidente-19-1:

██/██/2016: SCP-Z-019 recibe nuevas tijeras podadoras debido a que las que tenía se habían descompuesto por el tiempo de uso. Al momento de entregar la herramienta, uno de los agentes golpea una de las mesas de la celda en las cuales SCP-Z-019 había colocado varias plantas cerca del borde de la misma. El choque entre el agente y la mesa provocó que varias plantas cayeran, rompiéndose así algunas raíces de las mismas.

SCP-Z-019 parece sentir cuando las plantas fueron heridas y cuando mueren. Inmediatamente, sus brazos tomaron forma de grandes ramas de árboles (abeto, según las apreciaciones del Departamento de Investigación), y atacó a todo el personal presente. SCP-Z-019 fue contenida cuando personal equipado con lanzallamas contuvieron las ramas, y a pesar de esto, sus brazos no mostraron señal de haber sido dañados. Después del incidente, SCP-Z-019 se disculpa con los heridos. No hubo muertes.

Unless otherwise stated, the content of this page is licensed under Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License